El Tabaco


Falsos mitos del consumo de Tabaco

El tabaco no me hace tanto daño como dicen. Aunque al principio no notes los efectos tan dañinos del tabaco, se está produciendo daño en tu organismo desde la primera calada y a largo plazo lo vas a notar.
Fumar poco en una mujer embarazada no daña al feto. Todos los componentes del tabaco atraviesan la barrera placentaria por lo tanto sí que estamos dañando al feto por muy poco que fumemos.
Una persona que solo fuma dos cigarros al día no es fumadora. Todo fumador es dependiente física y psicológicamente del tabaco aunque fume poco.
Los cigarrillos “light” no hacen daño. Los cigarrillos light aunque sean bajos en alquitrán y en nicotina también son nocivos, ya que contienen todos los demás componentes tóxicos de los que se compone un cigarrillo normal.
El tabaco no es una droga. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), droga es toda sustancia que introducida en el organismo por cualquier vía de administración, produce de algún modo una alteración del natural funcionamiento del sistema nervioso central del individuo y además es susceptible de crear dependencia, ya sea psicológica, física o ambas. El tabaco cumple todos los requisitos de una droga.
El tabaco me relaja. En realidad la nicotina es una sustancia estimulante, no relajante. Es posible que en ese momento sientas alivio porque reduces la sensación de abstinencia, pero al fumar tu tensión arterial está aumentando.

 


[Aviso legal]   [Política de cookies]     

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies